Coface eleva su previsión de crecimiento mundial para 2010

Coface ha elevado su previsión de crecimiento mundial para 2010 al 3% y tres países industrializados (Canadá, Australia y Nueva Zelanda) recuperan la calificación A1, es decir el nivel de riesgo que tenían antes de la crisis. Mientras que la calificación A2 de Estados Unidos se ha colocado bajo vigilancia positiva. La zona euro, no obstante, sigue por detrás con un pronóstico de crecimiento previsto revisado a la baja (0,8%).

Varios países industrializados exportadores de materias primas se están beneficiando de la recuperación en Asia: Canadá, Australia y Nueva Zelanda, recuperan la calificación A1, el nivel de riesgo que tenían antes de la crisis. En estos países, el comportamiento de pago de las empresas ha vuelto a un nivel muy satisfactorio y las quiebras se han ralentizado claramente.

La buena progresión de la economía estadounidense en el cuarto trimestre de 2009 ha inducido a Coface a revisar sus previsiones de crecimiento al alza (2,3%) y ha colocado la calificación A2 de este país bajo vigilancia positiva. Sin embargo, a pesar de algunas señales alentadoras, y en particular la recuperación de las exportaciones hacia los países emergentes, el país no ha vuelto aún a la calificación que tenía antes de la crisis (A1). De hecho, Coface teme una ralentización de la actividad en el transcurso del año debido a un debilitamiento de los efectos positivos de los estímulos presupuestarios.

Los países industrializados en su conjunto deberían alcanzar un crecimiento del 1,6% en 2010. Esta previsión de crecimiento esconde algunas diferencias importantes, en particular entre los Estados Unidos, que representan el 26% del PIB mundial, y la zona euro (21% del PIB mundial).

El crecimiento en la zona euro ha sido decepcionante en el cuarto trimestre 2009, según un reciente informe publicado por Coface. Se estancó en Alemania y permaneció negativo en España e Italia. Por tanto, la agencia internacional ha revisado su previsión a la baja para la zona, al 0,8%, ligeramente inferior al pronóstico anterior.

Además, los perfiles de crecimiento en Europa tradicionalmente son muy diferentes de país a país, pero podemos ver que todos los motores de actividad están teniendo dificultades en 2010 y que se pueden distinguir tres tipos de países: Uno de los bloques son los países tradicionalmente exportadores (Alemania, Países Bajos) que cuentan en general con una inversión empresarial orientada hacia las exportaciones.

Por otra parte, están Francia e Italia que se apoyan más en el consumo de los hogares, pero éste sólo será ligeramente positivo debido al deterioro del mercado laboral. Y por último, en el tercer perfil, encontramos a Grecia y España, donde la contracción de todos los componentes de la demanda continuará en 2010. El principal riesgo en estos países es que las políticas presupuestarias restrictivas anunciadas empeoren la recesión.

“Esta salida de la crisis se caracteriza por un diferencial de crecimiento positivo de 4,5 puntos, sin precedentes, aunque engañoso. Si bien los países emergentes han recuperado prácticamente su nivel de crecimiento anterior a la crisis, los Estados Unidos muestran una recuperación respetable pero arriesgada y la salida de la crisis está siendo muy costosa en Europa “, concluye François David, presidente de Coface.

RibaFarre


Nosotros

Estamos especializados en el tratamiento de productos de consumo fuera de uso, así como en la gestión integral de residuos industriales y en la recuperación de chatarras en general. Cubrir con garantías las necesidades de suministro de nuestros clientes y prestar servicios de gestión de residuos a empresas con la máxima eficiencia en cualquier punto geográfico de la Península Ibérica.

Latino América

España

Abrir chat